UN SEGUNDO GATO

Vivir con un gato es una experiencia tan gratificante, auqe a menudo hace pensar, que poser dos, es aún mejor.En realidad,la convivencia no siempre es fácil y está fuertemente condicionada a la integración del recien llegado.

Cuando en casa hay un gato con el que hemos establecido una relacion afectiva y de reciproca satisfacción, fácilmente podemos desear dar a nuestro compañero de cuatro patas un amigo con el que pueda jugar y convertirse en un animal con un mejor equilibrio emocional.Todo esto es lógico y natural, pero antes de contactar con un criador o protectore, para adquirir un segundo,será necesario programar de modo adecuado el encuentro entre ambos sujetos, situacion lo suficientemente importante por cuanto será la base de las relaciones que se establecerán a continuación entre los dos felinos.Por ello hay que ser prudente y actuar con mucho tacto.

De hecho una primera aproximación negativa corre el riesgo de malograr para siempre las relaciones entre los dos protagonistas, exactamente como sucede con los seres humano; es muy dificil superar la instintiva desconfianza hacia alguien con quien hemos tenido un primer encuentro desagradable.

Entonces, ¿cómo proceder?. Antes de organizar las presentaciones, debemos reflexionar de antemano respecto al perfil del futuro compañero, dado que las cosas pueden cambiar entre los dos gatos, de un macho y una hembra,individuos castrados o enteros....

Debe intentar imponer un gatito vivaro y picaro a un gato muy mayor que siempre ha vivido solo, en consecuenciam siempre ha tenido su amor y afecto en exclusiva.Podemos estar tentados a hacerlo en la convicción de que la llegada del pequeño, le ofrezca la juventud al viejo gato, lo que a veces si es probable que suceda, sobre todo en gatos de raza, especialmente sociables,siempre y cuando las presentaciones sean correctas ,guiadas por el criador y extrictamente ejecutadas por el propietario.

La mejor elección en cualquier caso, es adquirir un segundo gato poco despues de la llegada del primero,en realidad dos cachorros,s e adaptan rapidamente sin ningun problema en cuestion de dias.Y es tambien la situación ideal,ya que ambos a prenden a conocerse al mismo tiempo que se forman en la escuela de la vida.El primer contacto siempre puede ser un poco dificil, pero tras el primer, tortazo de rigor, bufido etc...compartiran juegos y desarrollaran reflejos con persecuciones y simulaciones de lucha. Después dormiran juntos y se tranquilizaran el uno al otro cuando su amo esté ausente.

Esta complicidad infantil favorece el desarrollo fisico y psiquico de ambos sujetos y a menudo sella la más profunda amistad que pueda existir entre dos felinos

Cuando se prsenta un gatito a un gato ya introducido en una familia desde algunos años antes, es preciso ciereto tiempo para que entre ellos instauren buenas relaciones.Lo principal en cualquier caso, es que los gatos esten castrados para evitar peleas, realmente importantes.

Teoricamente , existe en la especie felina lo que llamamos ina inhibición de la agresividad de los adultos en los enfrentameintos de los jovenes, es decir, que un sujeto aun descontento con la llegada del cachorro, se contendrá de atacarlo.Finalmente es divertido constatar que, muy amenudo,un importante gatazo parece aterrorizado ante un minusculo gatito inofensivo, y que es el primero en batirse en retirada cuando el segundo amenaza.El gatito por su aprtem tan curioso como incosciente,no tiene miedo a los gatos adultos y trata de todas maneras de entablar amistad, porque su principal deseo es conseguir que aquel gatazo malencarado juegue con el..A pesar de ellos es preciso prestar atencion y no dejar a un gatito en poder de un adulto sin supervision,porque puede ocurrir, aunque raramente, que el adulto pueda atacar al pequeño y hacerle daño.

Pero la escena más frecuente entre un gato pequeño y uno adulto,es que el adulto exprese su descontento con una actitud despreciativa, casi evasiva, al enfrentarse con el recien llegado.Evista con ostentación a ese locuelo que le fastidia continuamente a jugar con el.Este periodo de despecho puede durar mas de una semana, segun el caracter del adulto.

En general la situación se resuelve rapidamente,frente a los progresos del pequeño, el adulto, acaba por enternecerse yse digna por fin a husmear,y luego jugar al escondite con el.A menudo se acaba metiendo tanto en el juego, que se pone a jugar como un pequeño, cabeza loca,con gran sorpresa por parte de sus amos.Al final el pqueño va a currucarse contra el o a adormeceserse entre sus patas, y asi se convierten en los mejores, amigos del mundo.

Si la introduccion es un adulto, en lugar de un gatito, esto llevara mucho más tiempo, y será necesario aislarlos por un tiempo, y que se vayan encontrando poco a poco.

Atencion de todos modos al perfil psicologico del recien llegado, si se posee un gato de caracter fuerte, un dominante, sera mejor cogerle de compañero a un sujeto docil y conciliador, la jerarquia entre los gatos de ser escrupulosamente respetada por el dueño.Un gato adulto posee una personalidad muy definida y no tan maleable, como la de un cachorro.Un gato dominante seguira siendo dominante, en cuanto dos adultos deben vivir juntos, ellos enseguida se toman las medidas el uno al otro, en el caso de los dominantes,es el menos sumiso el que adoptará este papel,una vez subdivividas las tareas,es importante no tratar nunca de compensar este estado de hecho sobreportegiendo al gato sumiso con caricias y atenciones.Esto iria, verosimilmente,en la direccion contraria al objetivo que se persigue, por cuanto el dominante,entonediendo que su posición ha sido usurpada,acrecentará su tirania para restablecer el orden natural de las cosas.

L A ELECCION DEL SEXO

¿Es importante la eleccion del sexo?, si se posee un macho ¿es mejor coger una hembra? Los pareceres son diversos, algunos se inclinan en pensar que es preferible hacer cohabitar un macho y una hembra,mientras otros sostienen que dos compañeros del mismo sexo desarrollan entre ellos una relacion más complice.

En la práctica,la cuestion no tiene razon de ser, ya que un gato de compañia debe estar siempre esterilizaod,por loq ue la sexualidad no influye en las relaciones que llevan con sus similares.Si se trata de dos sujetos adultos castrados, es preferible cogerlos de sexo opuesto, teniendo e cuenta que la hembra siempre va a dominar al macho.La hembra suele ser tambien mas juguetona y activa, por lo que a un macho , que suele ser más tranquilo, igual le viene mejor una hembra de compañera, que le hara moverse un poco mas.

Independientemente de la eleccion del sexo,para evitar enfrentamientos, la mejor m,anera de establecer las presentaciones, consiste en encerrar al primer animal en una habitación el introducir en la casa al segundo gato,permitiendole explorar las habitaciones y cualquier rincon, para que pueda percibir el olor del otro gato que ya vive alli.Despues de mas o menos una hora, se encierra al recien llgeado en otra habitacion y se suelta al primer gato.A veces es necesario pasar, con el nuevo gatito toda la noche con nosotros, para que se acostumbre a nuestro olor y a nosotros,de esta manera cogera mas confianza en el entorno.Despues de unas horas, o unos dia, dependiendo del caracter de ambos gatos,se puede dejar que se encuentren, es importantisimo perimitirles que se evaluen solos ,sin intervenir para nada,manteniendose discretamente aparte y observandoles,se puede tener en la mano un plumero, o juguete que llame su atenci.on por si acaso hay un enfrentamuiento,poder disuadirlos.En el caso de gatos adultos, es necesario tener a mano una manta o algo, con lo que poder separarles en caso de que haya un fuerte enfrentamiento.

A menudo esnecesario un poco de tiempo antes de que los dos gatos se ahbituen a vivir juntos, cuanto mas jovenes sean, más posibilidades tendrán de entenderse rápidamente.En los primeros tiempos de la cohabitación conviene no dejarles solos, porque no se puede tener la certeza de que uno de los dos no aproveche para agredir al otro.

Para reforzar su amistad debemos de tratar de mantenerlos juntos, en los momentos más placenteros,por ejemplo haciendo que coman una latita a la misma hora, pero siempre en platos separados, para evitar celos,haciendoles jugar juntos y divertiendose juntos.A este ritmo se convertiran bien pronto en los mejores amigos, y su propietarios no tendrá mas que felicitarse a si mismo por la adopcion del segundo gatito.